miércoles, mayo 31, 2006

Emelec, pasión inexplicable

Publicado a las 6:36:00 p. m. por Federico


La pasión que sentimos los hinchas azules por Emelec es algo simplemente inexplicable, no existen palabras para poder expresar nuestro amor por este glorioso equipo.

El amor por Emelec nos lleva a hacer cosas inimaginables, locuras únicas que nos hacen llevar más adentro de nuestros corazones al inmortal bombillo azul y plomo.

Ir al Capwell, donde hay historia de verdad, ver a la gente alentando siempre al equipo en las buenas y más en las malas, las caravanas para los clásicos, el ver buen fútbol, de toque y elegancia, ver crecer a los muchachos de las inferiores y luego jugar en primera para destrozar a la basura, ver la alegría de los jugadores después de cada vez que goleamos en los clásicos y ver los festejos de la hinchada son algunas de las miles de razones del porqué los azules somos una raza futbolera superior.

Domingo a domingo vivimos fiestas especiales, sea de local o de visitante, el simple hecho de ver a la azul y plomo en la cancha es suficiente para que la hinchada desate una imponente y eufórica fiesta de locura en las tribunas.

Son palabras que solo los emelecistas podrán entender, son cosas que muy pocos equipos en el mundo las viven, el hecho de tener una de las mejores hinchadas del planeta es estremecedor porque el fútbol es pasión y la pasión está en las hinchadas.

En otras palabras, Emelec reúne todos los requisitos para hacer de un hincha un verdadero enfermo, la cancha, la hinchada, el buen fútbol, la historia, hazañas reales y demás me llevan a decir que Emelec es sinónimo de perfección.


“El hincha de EMELEC siempre será especial, siempre será diferente a los demás. No es solo cuestión de pasión, es algo más que lo lleva a querer a su equipo con locura.” Es un sentimiento de grandeza, la grandeza de sentirse dueño de la catedral del fútbol en donde se viven los partidos de forma diferente porque la caldera es un estadio que late.

EMELEC es un sentimiento de orgullo por tener eternamente buen fútbol, elegante y con clase.

Es un sentimiento de alegría porque tan solo el ver la camiseta en la cancha y saber que ese es tu equipo, el equipo de tus amores te lleva a niveles que a veces exceden los límites de la locura.

“El hincha de EMELEC es inigualable, es inconfundible, porque tiene un sentimiento que es puro amor, llora y ríe por su equipo, se siente orgulloso y grita a todo pulmón Yo soy de EMELEC.”

Gracias a Dios y a mis padres nací emelecsista, siento por mis venas correr la sangre azul, domingo a domingo vivo la alegría que me da ver a mi equipo y que mas allá de simples resultados, siempre será el equipo más grande de Ecuador.

NI LA MUERTE NOS VA A SEPARAR



Comunidad azul



Related Posts with Thumbnails
 
Live Support