viernes, agosto 07, 2015

"El talento nos diferencia, la táctica nos iguala"

Publicado a las 9:57:00 p. m. por blue webmaster

Editorial de Roberto Bonafont. Publicado por Expreso.

La pared que define está unida al gol. La clave del éxito reside en la inteligencia del receptor para señalar el lugar donde quiere la pelota. El que marca el pase es el que arranca al vacío para recibir. Miller y Mena buscan una posición complementaria en ataque: uno va a recibir el balón y el otro se aleja de la jugada para terminarla.


Miller aprovecha los claros que deja su socio por distracción o por disputa. Jugando de falso 9, Bolaños maneja el balón y se desplaza unos metros hacia el interior, perseguido por adversarios que lo presionan. En ese instante Mena efectúa un giro y desde el eje pica hacia Miller, llevándose consigo a uno o dos defensas rivales. Este efecto provoca un claro en la banda opuesta por donde llegan Mondaini o Burbano. Entonces Miller -con una personalidad cercana al atrevimiento- ubica el pase al pie del compañero que aparece por el pasillo vacío, donde a nadie se le ocurre buscarlo.

La cobertura rival está totalmente ensimismada en Miller y Mena, cuando el balón es dejado a la espalda de esta última línea oponente, para el remate al arco. El gol es una consecuencia del fútbol bien jugado y no de la desesperación por ganar. Todo está medido: los movimientos sin balón, el primer toque, los desdoblamientos desde la banda y las entradas desde la segunda línea. El pase o movimiento adecuado son componentes de la táctica. El talento de Miller es la totalidad de lo real. El fútbol control permite a Emelec ir encerrando al contrario en su campo. La dinámica actual no admite esquemas rígidos.



Comunidad azul



Related Posts with Thumbnails
 
Live Support